Refranes Mexicanos

Por Wendy Fregozo

“Zapatero a sus zapatos”, les digo a mis hijas, en una conversación de sobremesa, y voltean a verme con cara de duda. Entonces les explico: Zapatero a sus zapatos es un refrán, y significa que te dediques a lo que realmente sabes hacer; si no eres bueno para alguna actividad, dedícate entonces a lo que si sabes hacer.

En México  como parte de nuestro Folklore y tradiciones acostumbramos utilizar refranes o dichos populares en las pláticas cotidianas, siempre se nos ocurre alguno para todo tipo de situaciones, ya que con los refranes reflejamos experiencias,  todo con un toque de enseñanza,  un poco de humor y en ocasiones hasta doble sentido.

 “El miedo no anda en burro”.  Mis hijas siguen viéndose entre ellas con signo de interrogación (¿?)  Yo lo uso para decir que el miedo te obliga a actuar rápidamente, (ir en burro seria ir lento).

“Camarón que se duerme se lo lleva la corriente”. Muy común y uno de los más conocidos. Hay que ser astutos en la vida y “no dormirse en tus laureles”.

“Si quieres conocer a Inés, vive con ella un mes”. No, no te van a presentar a alguien llamado Inés para que viva contigo. Significa que no hay nada como la convivencia diaria para conocer a una persona. Así que “las apariencias engañan”.

“No por mucho madrugar amanece más temprano”.  El dicho en sí, lo dice todo. Aunque hagas todo rápido, no cambia el hecho de que el día tiene 24 horas. La vida hay que vivirla a su paso. Sin prisas.

 Aunque también hay otro que dice: “Para uno que madruga, hay otro que no se duerme” este refrán indica que para un hombre previsor, e inteligente, siempre habrá otro mucho más previsor e inteligente que él. Puntos de comparación.

“El hambre lo tumba y el orgullo lo levanta”. Se refiere a las personas que no aceptan la ayuda de nadie por orgullo, aunque la ocupen.

“Farol de la calle y oscuridad de su casa”. Refiérase a una persona que es brillante frente a la sociedad, o amistades y en su hogar es todo lo contrario.

“Agua que no has de beber, déjala correr”. Si no atiendes el compromiso con alguien, déjalo ir. O si no vas a aprovechar una oportunidad, deja que alguien más lo haga.

“El que es perico, donde quiera es verde”. Una persona con cualidades, lo demostrará en todo momento, a pesar de las circunstancias.

“No todo lo que brilla es oro”. Nada es lo que parece.

“Al nopal sólo se le arriman cuando tiene tunas”. Expresión que señala  a la gente que se acerca a una persona solo cuando la necesitan.

“El que con lobos anda, a aullar se enseña”. Frase muy utilizada en su mayoría por nosotras las mamás, como ejemplo de la influencia que tienen las amistades sobre los actos de la persona.

“Más sabe el diablo por viejo, que por diablo”. Otro refrán muy común, muchas veces la gente sabe más por la experiencia obtenida a lo largo de los años, que por el título que tenga.

“Al buen entendedor, pocas palabras”. El refrán habla por sí solo. Al que está bien atento o interesado en aprender, no se ocupa explicarle mucho.

Y así, podríamos hacer un libro con tanta variedad de refranes y dichos todos ellos surgidos del ingenio mexicano. No está demás aprendernos unos cuantos, para enriquecer nuestras conversaciones, con un toque de humor.  Así que “¡a darle que es mole de olla ¡” (expresión usada para animar a hacer algo con ánimo y actitud positiva). Y tú ¿te sabes algún refrán?

 

Comments

comments

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply